GATO NEGRO

29, abril, 2008

– Es difícil ver un gato negro en una habitación oscura, especialmente cuando el gato no está. – Dijo Armando en tono de reproche.

Se giró sobre sus talones y miró la calle por entre las rendijas de la persiana a medio bajar. Un niño de siete años lo miraba con sus enormes ojos negros llenos de convicción.

– ¡Te digo que estaba allí!- respondió el pequeño, apretando los puños.-¡lo sentí!

Armando se volvió hacia él, y hablando con el aire un metro por encima de la cabeza de su interlocutor extendió la mano derecha, palma hacia arriba y dedos separados.

– Las cosas están claras. Si no ves algo con tus ojos, no existe. Si algo no existe, no puede estar. -Ahora se agachó lo suficiente para que sus ojos mirasen directamente a los del niño. – Mario, No hay ningún gato en tu habitación que haya venido de otra dimensión a través de la foto de la cómoda.

Armando se levantó y cogió el porta fotos en el que se veía la versión en sepia una granja de cerditos.

– La bisabuela Mica no tenía gatos. Cerdos, el perro que tiene aquí a su lado, Pongo…

Mario se cruzó de brazos y arrugó la nariz.

– Nunca me crees.

– A ver… si dices la verdad te creo, pero si inventas…

– ¡Te llamé para que vieses el gato negro pero lo asustaste!

– ¡¡Por favor Mario!! ¡Estabas a oscuras!

– El gato me habló.

– No tengo tiempo para jugar. Cuéntale cuentos a tu madre.

Armando salió de la habitación de forma pausada, mirando a Mario con reproche de nuevo antes de coger el pomo de la puerta.

– Papá… ¿puedo ir a Neverland con Chad?

Armando empujó un poco la puerta a medio cerrar y la volvió a abrir.

-¿Chad? ¿Quién te ha dicho que a mi padre de pequeño le llamaban así?

– Él. Está aquí, en la foto.

Armando se acercó rápidamente y volvió a mirar la foto. Detrás de la abuela Mica había ahora un niño que asomaba la cabeza y sacaba la lengua.

– ¡Pero si antes no estaba! ¡He mirado la foto miles de veces y…!

– Y mira aquí, Papá.

Armando miró la esquina inferior izquierda de la foto y por un instante le pareció ver la sombra de un gato negro.

 


y los cerdos se toman el poder!!

Originally uploaded by teverdeconlimon.

 

Anuncios

5 Responses to “GATO NEGRO”

  1. ninive Says:

    Craso error el fiarlo todo a la seguridad de la lógica,sobre todo cuando es para confrontarla con la palabra de un niño.Porque puede llegar a sorprenderle el resultado que se de.Una escena cotidiana,una de tantas que en esta ocasión se tornó mágica.
    Lindo relato,lindo momento. Un abrazo!

  2. Mj Says:

    Los niños, esos ojos inocentes que todo lo ven 🙂

  3. RENÉ Says:

    jajaja…
    claro..ellenguaje y la percepción de un niño..siempre me parece más cercana a dios..
    y con una mirada..que ve en la luz y en la sombra
    más cercano al mundo invisible..que muchas veces sabes ynn? muchas veces he pensado que ese mundo invisible es el real..
    muchos cariños..amiga

  4. lanzangel Says:

    Ahh tenia tanto sin venir a leerte Synn ha sido un gusto =) muy lindo cuento.

    A mi mi vida tambien me parece tan monotona a veces, luego ajetreada,supongo asi son las cosas.

    Un abrazo!

  5. lara Says:

    ¿Ande andas? Espero que todo esté bien 😉
    Muuuuuuuacks!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: